Un Comentario

  1. Los jovencitos de ahora,
    no saben enamorar,
    de que gastan un centavo,
    se van al monte a llorar.

    Niña, no te enamores,
    de hombre que tiene,
    plata y en el bolsillo,
    para que suene.

    Para que suene, sí,
    si no la gasta,
    se le gasta el bolsillo,
    menos la plata.

    Menos la plata, sí,
    y no la gasta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *